14 de enero de 2013

Antigüedades de Samarcanda. Mausolo del santo jeque Nuredin Basir Kutbi-Chaardakhum. Vista general desde el sur

Esta fotografía de un mausoleo en el palacio del emir de Bújara en Samarcanda (Uzbekistán) proviene de la parte arqueológica del Álbum de Turquestán. El estudio fotográfico en seis volúmenes se produjo entre 1871 y 1872, bajo el patrocinio del general Konstantín P. von Kaufman, el primer gobernador general (1867-1882) de Turquestán, como se conocían a los territorios del Imperio ruso en Asia Central. En el álbum se presta especial atención a la herencia arquitectónica islámica de Samarcanda. En el centro de esta vista hay un mausoleo dedicado al líder espiritual, jeque Nuredin Basir. Aunque carece de la complejidad de los mausoleos centralizados del siglo XV, como Rukhabad, gracias al diseño de su alta cúpula, sostenida por una construcción doble en el interior, la estructura logra erigirse de forma monumental. Pese a los daños claramente visibles en la superficie de azulejos de la cúpula, el cilindro de soporte se encuentra en buenas condiciones, y la gran tira de cerámica con inscripción está intacta. El mausoleo está situado cerca del palacio de los emires de Bújara, que gobernaron Samarcanda después de la expulsión de los timúridas a comienzos del siglo XVI. El palacio fue denominado «Kok Tash» por el trono de Tamerlán, quien construyó una ciudadela en Samarcanda. Es de especial interés en esta fotografía la fila de cañones y el guardia ruso (con túnica blanca): una indicación de la captura de Samarcanda por las fuerzas rusas en 1868.

Antigüedades de Samarcanda. Santuario de Chupan-Ata. Vista general desde el sudoeste

Esta fotografía del mausoleo de Chupan-Ata en las afueras de Samarcanda (Uzbekistán) proviene de la parte arqueológica del Álbum de Turquestán. El estudio fotográfico en seis volúmenes se produjo entre 1871 y 1872, bajo el patrocinio del general Konstantín P. von Kaufman, el primer gobernador general (1867-1882) de Turquestán, como se conocían a los territorios del Imperio ruso en Asia Central. En el álbum se presta especial atención a la herencia arquitectónica islámica de Samarcanda. Esta vista del mausoleo (mazar) de Chupan-Ata, de mediados del siglo XV, muestra graves daños tanto en la estructura y la cúpula, así como en la pared circundante de adobe. Dada la elevación de la estructura, el riesgo de daños en esta zona de gran actividad sísmica podría haber aumentado, sin embargo, la estructura de la alta cúpula (que descansa sobre un cilindro) está intacta. El nombre del mazar significa «padre de pastores», en referencia a un culto local popular. No quedan rastros de la decoración en cerámica; el exterior parece haber sido cubierto por un material similar al estuco como medida de conservación. El mausoleo tiene un diseño centralizado, con cuatro arcos que se elevan desde la estructura básica cuboide y con esquinas biseladas que soportan el cilindro ubicado debajo de la cúpula. La figura de pie en el techo da una idea de la escala. El suelo, resecado por el sol, parece estar cubierto de escombros de ladrillos.

Antigüedades de Samarcanda. Mezquita de Khodzha Akhrar. Hornacina de oración (mihrab) en la mezquita

Esta fotografía del santuario de Khodzha Akhrar en Samarcanda (Uzbekistán) proviene de la parte arqueológica del Álbum de Turquestán. El estudio fotográfico en seis volúmenes se produjo entre 1871 y 1872, bajo el patrocinio del general Konstantín P. von Kaufman, el primer gobernador general (1867-1882) de Turquestán, como se conocían a los territorios del Imperio ruso en Asia Central. En el álbum se presta especial atención a la herencia arquitectónica islámica de Samarcanda. El santuario, dedicado a la memoria del famoso místico del siglo XV, Khodzha Akhrar (1403-1489), tiene varias estructuras, entre ellas una mezquita de invierno y una de verano, y también un minarete y cementerio. Aquí se ve la hornacina del mihrab (apuntando hacia La Meca) en la mezquita de verano, llamada así porque su pabellón tiene un lado abierto hacia el patio. El mihrab está rodeado de espléndidas obras en cerámica policromática que incluyen mosaicos de loza. El color principal es el azul oscuro, con detalles en amarillo, naranja y blanco. Este lugar sagrado se distingue por una red de tiras de cerámica con inscripción en escritura cursiva perso-árabe (thuluth) alargada. El arco en punta está enmarcado por una inscripción exterior que se extiende hasta la parte superior de la pared. El arco en punta lleva a un panel de loza con motivos florales, por encima del cual hay un cuadrado con inscripción que, a su vez, contiene un cuadrado más pequeño con un texto sagrado en árabe. Los paneles están bordeados por franjas decorativas.

Antigüedades de Samarcanda. Mezquita de Khodzha Akhrar. Vista general de la cripta de San Khodzha Akhrar y de la mezquita

Esta fotografía del santuario de Khodzha Akhrar en Samarcanda (Uzbekistán) proviene de la parte arqueológica del Álbum de Turquestán. El estudio fotográfico en seis volúmenes se produjo entre 1871 y 1872, bajo el patrocinio del general Konstantín P. von Kaufman, el primer gobernador general (1867-1882) de Turquestán, como se conocían a los territorios del Imperio ruso en Asia Central. En el álbum se presta especial atención a la herencia arquitectónica islámica de Samarcanda. El santuario consta de un grupo de estructuras dedicadas a la memoria del famoso místico del siglo XV, Khodzha Akhrar (1403-1489). Los principales componentes son las mezquitas de invierno y verano. La mezquita de verano, que se ve en el fondo, estaba construida en adobe. El pórtico del iwan (salón abovedado, con paredes en tres lados y un extremo abierto), sostenido por columnas de madera sobre bases de mármol, culmina en una cornisa decorada con tallas intrincadas, entre las que se encuentran el motivo de «estalactita». El conjunto también incluye una charca y un cementerio para líderes religiosos importantes. Esta vista del cementerio muestra sarcófagos y lápidas de mármol con grabados decorativos e inscripciones. A pesar de que las tumbas están un tanto desordenadas, el cementerio conserva su importancia como lugar de peregrinación y oración. La figura sentada, a la derecha, se dedica a la lectura de lo que se podría presumir que es un texto devoto. Su larga barba y turbante blanco indican su condición de mulá.

Antigüedades de Samarcanda. Mezquita de Khodzha Abdu-Berun. Sepulcro (sagana) del santo

Esta fotografía de la tumba que se encuentra en el complejo conmemorativo de Khodzha Abdu-Berun en Samarcanda (Uzbekistán) proviene de la parte arqueológica del Álbum de Turquestán. El estudio fotográfico en seis volúmenes se produjo entre 1871 y 1872, bajo el patrocinio del general Konstantín P. von Kaufman, el primer gobernador general (1867-1882) de Turquestán, como se conocían a los territorios del Imperio ruso en Asia Central. En el álbum se presta especial atención a la herencia arquitectónica islámica de Samarcanda. El conjunto de Khodzha Abdu-Berun estaba dedicado a un venerado juez del clan Abdi del siglo IX. La palabra berun (exterior) indica su ubicación al lado de un cementerio en las afueras de Samarcanda y sirve para distinguirlo de otro conjunto en memoria del sabio, que se encontraba dentro de la ciudad. El khanaka, o mezquita conmemorativa, fue construido en la primera mitad del siglo XVII por Nadir Divan-Begi, visir del gobernante de Bujará, el imán Quli Khan. Aquí se muestra la dakhma, o sepulcro del santo: una sencilla forma rectangular en punta, elevada sobre un estilóbato con superficie de piedra. En el fondo se ve la mezquita descubierta de verano. La mezquita conmemorativa está a la izquierda, pero solo se ve el pórtico de ladrillo, y no la estructura en sí misma. A la derecha hay una charca (que tampoco se ve), que creaba un oasis de verdor en el sitio. El conjunto representa la antigüedad de la ley islámica en esta área.

Antigüedades de Samarcanda. Mezquita de Khodzha Abdu-Berun. Hornacina de oración (mihrab) en un panel del arco principal de la fachada

Esta fotografía del mausoleo situado en el complejo conmemorativo de Khodzha Abdu-Berun en Samarcanda (Uzbekistán) proviene de la parte arqueológica del Álbum de Turquestán. El estudio fotográfico en seis volúmenes se produjo entre 1871 y 1872, bajo el patrocinio del general Konstantín P. von Kaufman, el primer gobernador general (1867-1882) de Turquestán, como se conocían a los territorios del Imperio ruso en Asia Central. En el álbum se presta especial atención a la herencia arquitectónica islámica de Samarcanda. El complejo conmemorativo (khanaka) de Khodzha Abdu-Berun estaba dedicado a un venerado juez del clan Abdi del siglo IX. La palabra berun (exterior) indica su ubicación al lado de un cementerio en las afueras de Samarcanda y sirve para distinguirlo de otro conjunto en memoria del sabio, que se encontraba dentro de la ciudad. La mezquita del khanaka fue construida en la primera mitad del siglo XVII por Nadir Divan-Begi, visir del gobernante de Bujará, el imán Quli Khan. Aquí se muestra la pared qibla con el mihrab: una hornacina de oración que marca la dirección a La Meca o qibla. La hornacina del mihrab está cubierta de azulejos de cerámica. Sobre la decoración en cerámica alrededor del arco en punta hay una inscripción sagrada en escritura cursiva. El mihrab está enmarcado por una tira con una inscripción en letras cúficas en bloque. En la parte superior hay otra inscripción en escritura cursiva alargada perso-árabe (thuluth).