Versículos coránicos

Descripción

El recto de este fragmento tiene los suras 101-104, algunos de los capítulos finales y más cortos del Corán. Continúan en el verso y en otro fragmento que se conserva en las colecciones de la Biblioteca del Congreso. En la parte superior del fragmento aparece el texto, aunque no el título, del capítulo 101, titulado al-Qari'ah (La calamidad). Este sura en particular describe el Día del Juicio, en que se pesarán las acciones de los hombres para determinar si habrán de vivir en una morada apacible (el Cielo) o en el fuego ardiente (el Infierno). Le sigue el capítulo 102, al-Takathur (El afán de lucro), que advierte sobre la inclinación de los seres humanos por el acopio de bienes terrenales, en lugar de perseguir los aspectos más sustanciales de la vida. El capítulo 103, al-'Asr (La tarde), continúa con elogios para los que son constantes y pacientes. Por último, el recto de este fragmento incluye, en la parte inferior, el título y la inicial basmala (En el nombre de Dios) del capítulo 104, titulado al-Humazah (El difamador), cuyo texto aparece en el verso del fragmento. El verso incluye los suras breves 104-106, comenzando con el texto de al-Humazah, que condena la falta de sinceridad, la hipocresía y la maledicencia. El capítulo 105, al-Fil (El elefante), se refiere a los acontecimientos que tuvieron lugar durante el año de nacimiento del Profeta. El capítulo 106, al-Quraysh (Los coraixíes), aparece en la parte inferior del folio e insta a la adoración de un solo Dios. Los títulos de los capítulos incluyen el número total de versículos y están realizados en caligrafía thuluth dorada sobre un fondo azul y rojo. Los marcadores de versículos consisten en shamsah (rosetas) doradas con centros rojos, cada una con 12 pétalos delineados en azul y negro, y con puntos rojos en el borde externo. La caligrafía utilizada para los versículos es mequí, una escritura cursiva que es más pequeña y menos rígida que la muhaqqaq. Su nombre, que significa «códices» o «volúmenes», es prueba de su habitual uso para realizar copias del Corán. La mequí y otras escrituras remarcadas y en cursiva, como la naskh y la muhaqqaq, son típicas de Coranes producidos en Egipto durante los siglos XIV y XV.

Última actualización: 6 de abril de 2015