Versículos coránicos

Descripción

Este fragmento tiene, en su recto, el último versículo (110) del capítulo 18 del Corán, titulado Surat al-Kahf (La caverna). El título del siguiente capítulo (19), titulado Surat Maryam (María) aparece en el verso del fragmento. El texto coránico en sí mismo se produjo sobre papel tela en escritura naskh, en persa antiguo, y tiene traducciones interlineales al persa. Al igual que el título del capítulo, en su verso, la última línea de Surat al-Kahf se produjo en escritura cúfica oriental trenzada, con nudos realizados en tinta negra para los tallos de las letras y en tinta roja para el entrelazado tipo vid entre las verticales de las letras. Las tres últimas palabras del versículo 18:110, realizadas en escritura cúfica oriental trenzada, dicen: «cuando adore a su Señor, no Le asocie nadie». También tienen una traducción sublineal al persa. El único marcador de versículos en el fragmento es una roseta de seis pétalos rellena con pintura amarilla y decorada con tres puntos rojos en el perímetro. El verso de este fragmento tiene el título del capítulo 19, así como la inicial del sura, basmala (En el nombre de Dios). El título, que dice Surat Maryam, 'alayha al-salam (El capítulo de María, la paz sea con ella), está realizado en tinta dorada sobre un fondo rojo decorado con vides blancas entrelazadas. La basmala está ejecutada en escritura cúfica oriental trenzada, similar a la última línea escrita en el recto del fragmento. Las trenzas forman motivos de tres hojas entrelazadas o nudos en estilo cadena, en el medio de los cuales aparecen dibujos de cuatro hojas realizados en tinta roja. La escritura cúfica oriental y la naskh persa fueron caligrafías típicas que se producían en tierras persas entre los siglos XI y XIII.

Última actualización: 6 de abril de 2015