Kinko y Echizen

Descripción

El término ukiyo-e, literalmente «pinturas del mundo flotante», hace referencia a un género del arte japonés que floreció en el período Edo (1600-1868). Como indica la frase «mundo flotante», el ukiyo-e, con sus orígenes en la cosmovisión efímera del Budismo, capturaba la dinámica fugaz de la vida urbana contemporánea. Si bien eran asequibles y satisfacían los gustos de la «gente común», estos grabados tienen detalles artísticos y técnicos de una sofisticación impresionante. Sus temas comprenden desde retratos de cortesanas y actores hasta la literatura clásica. Esta clase de composición en blanco y negro se conocen como sumizuri-e, porque sólo se frotaban o grababan en tinta. Este grabado, que creó Ōmori Yoshikiyo alrededor del 1700, es parte de una edición modificada de un ehon (libro ilustrado) y representa una escena en Shimabara, el distrito del placer de Kioto. Se observa a una cortesana, identificada como Echizen, escribiendo poesía al mismo tiempo que la segunda, que se llama Kinko, peina a un cliente masculino que se mira en un espejo. Las poses de estas figuras son idénticas a las de una obra anterior, Cortesanas en espejos opuestos, firmada por Okumura Masanobu (circa 1686–1764). La obra de Masanobu tenía como base una imagen creada por Torii Kiyonobu I (circa 1664-1729), con fecha de 1700.

Última actualización: 26 de julio de 2012