Una vista de Nakazu

Descripción

El término ukiyo-e, literalmente «pinturas del mundo flotante», hace referencia a un género del arte japonés que floreció en el período Edo (1600-1868). Como indica la frase «mundo flotante», el ukiyo-e, con sus orígenes en la cosmovisión efímera del Budismo, capturaba la dinámica fugaz de la vida urbana contemporánea. Si bien eran asequibles y satisfacían los gustos de la «gente común», estos grabados tienen detalles artísticos y técnicos de una sofisticación impresionante. Sus temas comprenden desde retratos de cortesanas y actores hasta la literatura clásica. Utagawa Toyoharu (1735–1814) fue el fundador de la escuela de Utagawa, que fue de gran influencia en el siglo XIX. Estudió arte occidental y aplicó la técnica de perspectiva lineal al ukiyo-e, con lo cual mejoró el estilo que había utilizado Okumura Masanobu. Experimentó con distintos temas, desde actores de kabuki hasta paisajes europeos, pero sus imágenes en general se caracterizan por una cierta suavidad y calidez, delineadas con pinceladas fluidas. Este grabado que data del 1772 o 1773 muestra a peatones cruzando un puente que se extiende sobre un río repleto de botes.

Última actualización: 18 de septiembre de 2015