Pobres versos satíricos (para entonar en días lluviosos apretándose la nariz con los dedos)

Descripción

Aquí se presenta un dibujo satírico de un bote llamado Quistione Italiana (Cuestión italiana) que navega en el «Mar de la Conferencia» y transporta al primer ministro italiano Vittorio Emanuele Orlando, al primer ministro británico David Lloyd George, al presidente Woodrow Wilson de los Estados Unidos y al primer ministro francés Georges Clemenceau, las cuatro grandes figuras de la Conferencia de Paz de París de 1919. Orlando está al timón y ruega a los otros que despierten. En el mástil se ve al grumete, como símbolo a los «tontos eslavos», que apunta a Fiume, el puerto del Adriático reivindicado tanto por Italia como por el incipiente Reino de los Serbios, Croatas y Eslovenos. Debajo de la imagen aparece la letra de una canción de cuna: «Había una vez una pequeña nave / Había una vez una pequeña nave / Había una vez una pequeña nave / Que no podía, no podía navegar más. / Pasaron 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7 semanas… / Pasaron 8, 9, 10, 11, 12, 13, 14 semanas... / Pasaron 15, 16, 17, 18, 19, 20, 21 semanas... / El propio mar comenzó a... secarse». Debajo de la canción, hay una nota que sugiere que se repitan los versos a voluntad, según la resistencia del cantante, que siempre debe cantarlos apretándose la nariz. El afiche y la letra de la canción reflejan la frustración y la indignación nacional que se sintió en Italia en la primavera de 1919, cuando se hizo evidente que no se cumplirían las expectativas de ganar territorio a lo largo del Adriático como recompensa por los sacrificios hechos en la Primera Guerra Mundial. Esta situación fue aprovechada por los movimientos nacionalistas italianos, cada vez más populares, que hablaban de una «victoria mutilada». Finalmente, el descontento culminó con la toma de Fiume, el 12 de septiembre de 1919, a manos de una fuerza de soldados irregulares italianos dirigidos por el escritor nacionalista Gabriele D'Annunzio (1863-1938).

Última actualización: 11 de septiembre de 2017