Mapa de la ciudad de Quebec

Descripción

Plan de la ville de Québec (Mapa de la ciudad de Quebec) es un mapa manuscrito creado en 1727. Muestra la Ciudad Alta de Quebec y los muros de la ciudad, la Ciudad Baja, cerca de la confluencia del río San Lorenzo con el río San Carlos, y sus llanuras de marea. En el lado izquierdo del mapa, sobre el río San Lorenzo, hay una rosa de los vientos; el norte está orientado a la derecha. El mapa fue trazado por Gaspard-Joseph Chaussegros de Léry (1682–1756), quien, como ingeniero en jefe del rey, tenía la misión de expandir la ciudad y construir fortificaciones alrededor de ella. El mapa muestra una futura ciudadela y un nuevo muro en el oeste, además de los planes de expansión de la Ciudad Baja. Las estructuras existentes, los proyectos que el ingeniero proponía, como el castillo y el fuerte de Saint-Louis, y las baterías de artillería de Royale, Dauphine y Vaudreuil se identifican por medio de letras y números en la leyenda. También se muestran los reductos de Royale, Dauphine y el cabo Diamant, la colina de la potasa (actual Côte de la Potasse), los depósitos del rey, los depósitos de pólvora, la casa del oficial de intendencia, el palacio del obispo, la Catedral de Notre-Dame, la iglesia de los recoletos, la iglesia y la escuela jesuitas, el seminario, el monasterio de las ursulinas y el Hôtel-Dieu (hospital) con el monasterio de los agustinos. Asimismo, se señalan la iglesia de la Ciudad Baja (Notre-Dame-des-Victoires) y el «filles de la congrégation» (un establecimiento que albergaba a las jóvenes inmigrantes francesas hasta que se casaran), la ciudadela propuesta, el muro y la fortificación de la ciudadela que ya existían, así como la nueva muralla por construirse. Se utilizan distintos colores para los trabajos de construcción existentes (en rojo) y los proyectados (en amarillo). Quebec fue fundada en 1608 por el explorador francés Samuel de Champlain en el mismo sitio donde yacía un fuerte construido por Jacques Cartier en 1535. La ciudad se convirtió en la capital de Nueva Francia. Es una de las urbes más antiguas de Canadá y, de hecho, de toda América del Norte, y es la única que ha conservado todas sus fortificaciones, incluso su muralla exterior. La escala está indicada en toesas, una antigua unidad de medida que equivale a unos 1,95 metros.

Última actualización: 19 de junio de 2017