Camafeo con un busto de Carlomagno

Descripción

Este pequeño camafeo tiene grabado un busto del perfil derecho de Carlomagno, con la inscripción «Carolus Magnus» (Carlos el Grande). El emperador de largos cabellos, con su imponente barba, lleva una corona con una flor de lis y una armadura, inspirada en el Renacimiento, con motivos arabescos. Este camafeo forma parte de una colección de 63 retratos de los reyes de Francia, desde el legendario rey Faramundo hasta Luis XIII. El camafeo pertenece a una de dos series de retratos de los reyes franceses producidas en concha en el siglo XVII: la primera durante el reinado de Enrique IV y la segunda durante el reinado de Luis XIII. Actualmente, se conservan en el Museo de Monedas, Medallas y Antigüedades de la Biblioteca Nacional de Francia. Ambas series son altamente apreciadas —más por su valor pedagógico que por su belleza real—. Los retratos están grabados en relieve sobre concha blanda, de color blanco en las áreas más gruesas y translúcida en las partes más delgadas. Están cubiertos con una pasta negra, parecida al alquitrán, que otorga tonalidades azules al fondo del camafeo y que hace que se parezca al ónice. Mientras que los retratos de los últimos reyes siguen el estilo de las medallas contemporáneas, los retratos de sus antepasados, tanto míticos como reales, estaban inspirados principalmente en grabados.

Última actualización: 23 de abril de 2015