Nacimiento de una danza al «estilo Béjart»

Descripción

Esta fotografía pertenece a la serie «El coreógrafo Maurice Béjart». Fue tomada en 1978 por Leonid Zhdanov (1927-2010), durante la puesta en escena en Moscú de Romeo y Julieta que ejecutó el Ballet del Siglo XX, la compañía de danza con sede en Bruselas. Con música de Berlioz, el ballet solo presentó dos funciones en el Palacio Estatal de Congresos del Kremlin. Ekaterina Maximova (1939-2009), bailarina del Teatro Bolshói, ejecutó el papel de Julieta por invitación del coreógrafo Maurice Béjart (1927-2007). Romeo fue interpretado una vez por Vladímir Vasíliev, bailarín principal del Bolshói, y una vez por Jorge Donn, primer bailarín del Ballet del Siglo XX. Aunque esto significó que los bailarines aprendieran la pieza para una sola actuación, el experimento creativo fue un éxito. Tiempo después, Maximova evocó: «El ballet comienza con un prólogo en el presente. Durante un ensayo, un grupo de bailarines, que está reunido en un salón, se embarca en una discusión que se transforma en una pelea. De repente, Béjart, el maestro de ballet, que se encontraba en el auditorio, aparece en el escenario. Un rápido ademán, un chasquido de los dedos, y todo el mundo está de nuevo en su lugar. Al mismo tiempo, de entre bambalinas, aparecen un muchacho y una muchacha, que, como no habían participado de la pelea, habían pasado desapercibidos. Tienen los mismos trajes que los demás, pero en blanco. Si bien son bailarines secundarios, el maestro de ballet los selecciona como Romeo y Julieta. Así, se transforma en creador. El público siente que, como por arte de magia, nace una idea y que el coreógrafo, como el demiurgo-creador, la transmite a los bailarines». El fotógrafo capturó el momento en que Béjart escoge a Julieta. Zhdanov fue bailarín en el Bolshói y luego profesor de coreografía durante 50 años; además, se dedicó, la mayor parte de su carrera, a la fotografía profesional. Sus obras expresan espontaneidad y capturan los movimientos, los estados de ánimo y las emociones de los bailarines, que no posan para las fotografías. La Fundación Benéfica «Nuevo Nacimiento del Arte» de Moscú conserva esta imagen y el resto del Archivo Zhdanov.

Última actualización: 3 de febrero de 2015