Cosmografía

Descripción

Este manuscrito, creado en Inglaterra a finales del siglo XII, tenía el objetivo de ser un libro de texto científico para monjes. El manuscrito es breve (solo nueve folios) y se diseñó como un compendio de conocimientos cosmográficos tomados de los primeros escritores cristianos, como Beda e Isidoro, así como del posterior Abón de Fleury. A su vez, esos escritores usaban los fundamentos de las fuentes clásicas (como Plinio el Viejo) para obtener sus conocimientos, pero los adaptaban para que se entendieran a través del filtro de la cristiandad. Hay 20 diagramas complejos que acompañan y ayudan a ilustrar los textos del folleto: ofrecen imágenes de los cielos y la Tierra, las estaciones, los vientos, las mareas y el zodíaco, además de demostraciones sobre la relación entre estos elementos y la humanidad. La mayoría de los diagramas son rotae (esquemas en forma de rueda), muy usados durante la Edad Media para la presentación de ideas científicas y cosmológicas, ya que organizan la información compleja de una manera clara y ordenada y permiten que este material sea más fácil de comprender, aprender y recordar. Por otra parte, se entendía que el círculo, considerado la forma más perfecta y un símbolo de Dios, era ideal para transmitir la naturaleza cíclica del tiempo y de la Creación, así como la lógica, el orden y la armonía del universo creado. Inglaterra es especialmente notable por la producción de libros de texto científicos ilustrados. Los primeros ejemplos se produjeron durante el período carolingio bajo la influencia del notable erudito benedictino Abón de Fleury, quien enseñó en la abadía de Ramsey durante dos años. Aunque es única la organización de los textos y diagramas que aquí se muestra, el manuscrito está relacionado con otras compilaciones científicas de esta época, como las de la Biblioteca Británica, Royal Ms. 13 A.XI y Cotton Ms. Tiberius E.IV, y la del Saint John's College, Ms. 17 (Oxford).

Última actualización: 5 de enero de 2017