Artículos agregados o actualizados recientemente

18 de agosto de 2014

Memorando sobre la cuestión planteada por los judíos sobre el destino divino (Zikr Su’al al-Yahudi min al-Qadha’ wa-al-Qadr)

Memorando sobre la cuestión planteada por los judíos sobre el destino divino (Zikr Su’al al-Yahudi min al-Qadha’ wa-al-Qadr)

Este corto manuscrito contiene manzumah (respuestas en verso) a preguntas sobre el destino, la suerte y la predestinación. La obra es anónima. Al parecer, esta controvertida área de la metafísica había sido abordada por un erudito religioso judío sin nombre de tendencias predestinacionistas. El autor de esta obra expone los argumentos contra el determinismo estricto de aquellos que él llama ahl al-sunnah (pensadores ortodoxos). Para apoyar su refutación aporta versos y pasajes de varias fuentes; principalmente, se refiere a dos obras en detalle. El autor de la primera es ibn Lubb al-Gharnati, y a veces se la titula Taqyid fi Masa’il al-Qadha’ wa-al-Qadr (Investigación sobre la cuestión del destino divino). La segunda manzumah se atribuye a Yahm ibn Safwan, una personalidad polémica de principios del islam. Esta es una imputación dudosa, en primer lugar, porque ibn Safwan no es conocido por haber dejado ningún rastro literario y, segundo, porque él mismo fue fustigado por los ahl al-sunnah. La primacía del destino divino sobre el libre albedrío ha sido un tema de debate y discusión desde el nacimiento de la filosofía islámica. El texto principal del manuscrito está acompañado por notas marginales y comentarios al final.

Estudio detallado de la revelación auténtica

Estudio detallado de la revelación auténtica

Este manuscrito de una obra de Abu Ishaq Ibrahim ibn Qurqul (1111-1174) del siglo XIV es un análisis de los problemas léxicos que surgen de los textos canónicos de los hadices de al-Bukhari y Muslim ibn al-Hajjaj. La obra de ibn Qurqul sigue el modelo de una obra más famosa, Mashariq al-Anwar `ala Sahih al-Athar (Luz crepuscular sobre la auténtica revelación), de Qadi ‘Ayad. Esta es la tercera y última parte de una serie que comienza con la letra ‘ayn y sigue hasta el final del alfabeto. Como es habitual, el texto comienza con un análisis de la morfología de una palabra, seguido de ejemplos de quienes son autoridad en hadices y de otros escritores, y termina con algunos ejemplos de cómo se la utiliza en contexto. Ibn Qurqul nació en Andalucía (actual España) y enseñó, predicó y escribió en ciudades de la península Ibérica y Marruecos. Murió en Fez. Esta obra ha sido reimpresa varias veces, pero nunca tuvo una edición crítica. Este manuscrito tiene 193 hojas numeradas, y faltan los folios 19 a 27. La primera hoja está decorada con un marco dorado alrededor de un texto decorativo remarcado, que, por desgracia, está tan dañado que es ilegible. El resto del texto está realizado en una cuidadosa escritura naskh. La numeración de las hojas no es contemporánea a la copia. El volumen presenta evidencia de reparaciones y restauraciones. La nota con el título y el autor, así como el índice, se agregaron en una fecha posterior.

Comentario sobre diferencias gramaticales

Comentario sobre diferencias gramaticales

Este manuscrito, el Sharh al-hudud al-nahawiyah (Comentario sobre diferencias gramaticales), de Jamal al-Din al-Fakihi (1493/4−1564/5), constituye un resumen para aclarar cuestiones gramaticales. El autor, oriundo de La Meca, pasó parte de su vida en El Cairo. No se sabe mucho más de su vida, sus viajes ni sus enseñanzas. Si bien su erudición se limita a unas pocas obras sobre gramática, que no parecen haber tenido un impacto duradero en la materia, fue muy respetado por sus contemporáneos. El Sharh es conocido por los títulos alternativos Sharh Kitab al-Hudud fi al-Nahw (Comentario sobre el libro «Diferencias gramaticales») y Hudud al-Nahw (Diferencias gramaticales). El manuscrito nunca fue conocido por los estudiosos. Las notas biográficas y bibliográficas que acompañaron a la edición del Sharh publicado en 1993 por el erudito egipcio Mutawalli al-Damiri, por ejemplo, no contienen ninguna mención de este manuscrito. Otras copias del Sharh se conservan el bibliotecas egipcias o sauditas. El texto está realizado en una clara escritura naskh con rúbricas frecuentes. No se ofrece el nombre del copista ni la fecha. El manuscrito está encuadernado con otras tres obras: un fragmento de un tratado sobre «En el nombre de Dios, el Compasivo, el Misericordioso», Tratado y notas sobre las oraciones y Testigos: comentario de ibn Aqil sobre al-Alfiyah, de ibn Malik.

Los secretos escondidos del pensamiento claro

Los secretos escondidos del pensamiento claro

Kashf al-asrar ‘amma khafiya ‘an al-afkar (Los secretos escondidos del pensamiento claro) aborda numerosos temas relacionados con las Escrituras, la devoción y los ritos. El autor, Muḥammad ibn Aḥmad ibn al-ʻImād al-Aqfahsī (1378-1462), afirma en su introducción: en el libro, «proporciono respuestas a cuestiones problemáticas y temas complicados que escapan a la mente racional de los doctos y los sabios, confundiéndolos». Utiliza un formato de preguntas y respuestas: plantea una pregunta, menciona citas de autoridades anteriores y luego proporciona sus propias explicaciones o interpretaciones. Se conocen pocos detalles de la vida o la carrera de al-Aqfahasi, más allá de que nació en Aqfahas (o Iqfahas, una aldea del Egipto Medio) y se trasladó a El Cairo, donde estudió con el erudito y maestro ʻUmar ibn Raslān al-Bulqini (1324-1403). Al-Aqfahsi siguió la tradición legal de la escuela Shafi’i. Murió en El Cairo. Se dice que fue kathir al-ittila’ (inteligente y bien informado), descripción que sus obras en existencia confirman. Sus escritos abarcan diversos temas. Incluyen obras pastorales sobre el matrimonio, obras sobre la comida y los buenos modales en la mesa, una historia natural de los animales y una obra sobre la historia del río Nilo. Este manuscrito de Kashf al-asrar está realizado en escritura magrebí (del norte de África), con numerosas rúbricas. Al comienzo del volumen, hay una página de notas en diferentes escrituras realizadas en el año 1689. La última página del manuscrito tiene notas sobre el ritual de oración en escritura naskh. Lamentablemente, no hay un colofón con información acerca de dónde o cuándo se copió la obra. Está encuadernada con otras obras más cortas, también escritas en magrebí.

Resumen sin título en verso sobre las obligaciones islámicas

Resumen sin título en verso sobre las obligaciones islámicas

Este manuscrito en árabe, sin título, es una urjūza (versificación) de Muqaddimat ibn Rushd (Introducción de ibn Rushd). Es una obra sobre la jurisprudencia islámica malikí de ibn Rushd al-Jadd (el abuelo), también conocido como Abū al-Walīd Muḥammad ibn Aḥmad (circa 1058-circa 1126), que no debe confundirse con su famoso nieto, el filósofo Abu al-Walid ibn Rushd (1126-1198). Esta versificación, conocida comúnmente como Naẓm muqaddimat ibn Rushd (La versificación de la introducción de ibn Rushd), se atribuye a ʻAbd al-Rahman ibn ʻAlī al-Ruqʿī al-Fāsī (fallecido en Fez, Marruecos, alrededor del 2 de julio de 1455). El poema describe los deberes de los musulmanes en el cumplimiento de los ritos fundamentales de la religión, como la oración, el ayuno, la limosna, la peregrinación y los procedimientos para las abluciones antes de rezar. Las prescripciones son detalladas. Por ejemplo, las estrofas sobre la al-zakat (limosna) incluyen la porción exacta de ganancia que se reservará de la agricultura y la cría de animales, con instrucciones específicas para productos como dátiles, aceitunas, aceite de oliva, ganado y camellos. Las secciones sobre la al-wudhu’ (ablución) ofrecen detalles sobre las partes del cuerpo que deben ser aseadas y en qué orden, la pureza del agua utilizada en el lavado y qué hacer en lugares sin agua. El poema tiene 19 páginas y está realizado en escritura magrebí (del norte de África) con bordes simples y títulos temáticos en rojo. El manuscrito está encuadernado con otras tres obras: Los secretos escondidos del pensamiento claro; Fetua sobre el milenio y Memorando sobre la cuestión planteada por los judíos sobre el destino divino.

Fetua sobre el milenio

Fetua sobre el milenio

Kashf ‘an mujawazat hadha al-ummah al-alf (Fetua sobre el milenio) es una parte de una obra genealógica más amplia, Lubb al-Lulab fi Tahrir al-Ansab (La esencia de la construcción de genealogías). Trata sobre los Días Finales en la escatología suní. La fetua (opinión legal) tiene sus orígenes en una cuestión planteada a su autor, al-Suyuti (1445-1505), en relación con la resurrección del profeta Mahoma dentro de un lapso de mil años posteriores a su muerte. Al-Suyuti señala el interés de muchos en la cuestión del milenio. Rechaza esta creencia, diciendo que se basa en una tradición batil (imperfecta). Fundamenta su decisión en el testimonio de muchos transmisores confiables de hadices, o en quienes habían oído la palabra del Profeta. En la escatología islámica, no se precisa cuándo acaecerán los Días Finales. El fin del mundo incluye secuencias conocidas por los cristianos, pero se diferencia por la introducción de la figura de al-Mahdi. El profeta Mahoma no desempeña ningún papel en los acontecimientos finales. Al-Suyuti afirma que la creencia es infundada, ya que los signos del Yawm al-Qiyamah (Día de la Resurrección) faltan o han sido alterados por acontecimientos históricos. Este manuscrito está encuadernado con otras tres obras: Los secretos escondidos del pensamiento claro; Resumen sin título en verso sobre las obligaciones islámicas y Memorando sobre la cuestión planteada por los judíos sobre el destino divino. Como ocurre con otras obras encuadernadas en este volumen, el manuscrito incluye una página de anotaciones no asociadas con el autor ni con el tema del texto. En este caso, se refieren a las propiedades medicinales de los gallos, con recetas para el uso de la sangre o partes del cuerpo como remedios para la esterilidad, la impotencia y otros padecimientos.

Corrección de «El método», es decir, «Minhaj al-talibin», de al-Nawawi

Corrección de «El método», es decir, «Minhaj al-talibin», de al-Nawawi

Este manuscrito consiste en cinco volúmenes de una obra en seis volúmenes (falta el segundo) sobre la ley islámica. Es un manual práctico para jueces de la tradición legal de la escuela Shafi’i. Ofrece principios y precedentes, con algunas de las digresiones lingüísticas y de otro tipo que se encuentran frecuentemente en la escritura legal. La obra abarca muchos temas, que incluyen el tratamiento de los prisioneros de guerra, las bebidas alcohólicas y el ajedrez. El manuscrito se atribuye al jurista 'Umar ibn al-Raslan Bulqini (1324-1403), pero pudo haber sido escrito por otro de los varios eruditos de su familia, ya que no hay indicios de la autoría exacta o, incluso, del título. Las opiniones legales de la obra se basan en numerosas fuentes, pero tienen sus raíces en Kitab al-Umm (al-Umm, que significa «el ejemplar»), de Muhammad ibn Idris al-Shafi’i (767/8−820), y en la obra Minhaj al-Talibin (manual del siglo XIII sobre la ley de herencia de la escuela Shafi’i), de al-Nawawi. La obra nunca fue editada. El supuesto autor fue el progenitor de una familia de eminentes juristas que, a veces, son confundidos entre sí en la literatura biográfica. Es considerado el jurista más famoso de su época: se le pedía su opinión con tal frecuencia que no tuvo tiempo de terminar muchas de las obras que comenzó. A excepción del cuarto, cada volumen está encabezado por la inscripción waqf (legado), firmada por un tal 'Abd al-Basit ibn Khalil al-Shafi. Los volúmenes cuentan con una buena encuadernación y con guardas de papel marmolado. El texto está realizado por diferentes escribas. Probablemente el cuarto volumen se haya copiado de forma separada, en otro momento. Tiene muchos daños por gusanos, rasgaduras y carece de la declaración del legado.

Fragmento de un tratado sobre «En el nombre de Dios, el Compasivo, el Misericordioso»

Fragmento de un tratado sobre «En el nombre de Dios, el Compasivo, el Misericordioso»

Este manuscrito está compuesto por  40 páginas de una obra mayor sobre la exclamación piadosa «bi-ism Allah al-Rahman al-Rahim» («En el nombre de Dios, el Compasivo, el Misericordioso»), a la que se llama formalmente basmala. El manuscrito tiene muchas hashiyah (notas marginales) de un autor desconocido sobre el sharh (comentario) anónimo de una obra mayor y sin título, también de autor desconocido. Para los musulmanes, recitar la basmala es más que recordar el nombre de Dios. Algunos comentaristas clásicos sostienen que la basmala es una parte integral del propio Corán —esta oración aparece al comienzo de todos los capítulos (excepto de uno)—. Este punto es analizado en el manuscrito. El autor del comentario abarca temas como el uso del término en al-kutub al-samawiyah (la Biblia) y sus características lingüísticas. Hoy en día, el musulmán devoto comienza cada día con la frase y la repite al comienzo de cada actividad. La basmala es también un motivo artístico y arquitectónico que se ha utilizado desde los primeros días del islam. El manuscrito está realizado en escritura magrebí (del norte de África) y contiene observaciones sobre los propietarios.

Comentario sobre Testigos: comentario de ibn ‘Aqil sobre «al-Alfiyah», de ibn Malik

Comentario sobre Testigos: comentario de ibn ‘Aqil sobre «al-Alfiyah», de ibn Malik

Este manuscrito es una copia del comentario de ibn 'Aqil (circa 1294-1367) sobre la famosa obra al-Alfiyah, de ibn Malik, un poema de 1000 líneas sobre los principios de la gramática árabe. Tanto al-Alfiyah como el comentario son textos estándar en el plan de estudios tradicional islámico. El título del comentario, «Testigos», hace referencia a la búsqueda que hacían los eruditos de shawahid (testigos) antiguos y confiables de quienes pudieran depender para la autenticación de la gramática y el léxico de la lengua árabe. Ibn Malik (fallecido en 1274) buscaba que su poema fuera una herramienta de enseñanza más que un trabajo de investigación. El hecho de que los estudiantes tuvieran que memorizar las 1000 líneas ha dado lugar a controversias en los tiempos modernos respecto del papel de la memorización mecánica y de la proliferación de comentarios en la pedagogía medieval. No se sabe mucho acerca del comentarista, ibn 'Aqil. Parece haber sido una especie de sibarita, que murió con muchas deudas. El manuscrito está realizado en escritura del norte de África, con numerosas anotaciones. Está incompleto: le faltan las primeras y las últimas páginas. Algunas están manchadas, y las notas al margen han recibido grandes daños durante la encuadernación. El texto está borroneado en partes porque la tinta se ha corrido. El contenido difiere significativamente de la primera edición impresa de la firma Bulaq de El Cairo. El manuscrito está encuadernado con otras tres obras: Tratado y notas sobre las oraciones; Comentario sobre diferencias gramaticales, de al-Fakihi; y un fragmento de un tratado sobre «En el nombre de Dios, el Compasivo, el Misericordioso».

Tratado y notas sobre las oraciones

Tratado y notas sobre las oraciones

Este manuscrito trata sobre las oraciones utilizadas universalmente por los musulmanes. La primera sección abarca la al-hamdu lil-Allah, recitada en muchas ocasiones para dar gracias a Dios por alguna bendición, como llegar a salvo de un viaje. La frase significa literalmente «alabado sea Dios», y la utiliza en diversas formas gente de todos los credos. Después de analizar el significado y el uso según los gramáticos Sibawayh y Khalil ibn Ahmad, pioneros de la lingüística árabe del siglo VIII, el autor distingue entre el uso «correcto» y su aplicación en el habla cotidiana. La obra analiza diversos mutaradifat (sinónimos) de alabanza, tales como el shukr (agradecimiento), que, si bien han sido motivo de controversia entre los comentaristas debido a su redundancia, aún hoy gozan de amplio uso en algunos dialectos árabes. El contraste entre el lenguaje común y el cumplimiento estricto de las normas gramaticales y léxicas es un tema recurrente en el texto. La segunda sección del volumen analiza otra oración, específica de los musulmanes, Salat ‘ala al-Nabi (bendiciones sobre el Profeta), que se utiliza en muchas ocasiones para honrar la primacía de Mahoma en la creación. Esta oración ha sido impuesta por el propio Corán (33:56) a los musulmanes. Ha ocasionado controversia, ya que plantea una paradoja: en lugar de, simplemente, recordar las virtudes del Profeta, ofrece oraciones de alabanza. El minucioso estudio de las oraciones formulistas dio origen a una vasta bibliografía, que abarca los grandes nombres de la erudición, la predicación y el misticismo islámicos. El manuscrito está realizado en escritura magrebí (del norte de África). No se mencionan título, autor, copista ni fecha. Las notas marginales son meras anotaciones, más que comentarios completos. El manuscrito está encuadernado con otras tres obras: un fragmento de un tratado sobre «En el nombre de Dios, el Compasivo, el Misericordioso»; El Shawahid, de ibn Aqil, con comentario, y el Comentario sobre diferencias gramaticales, de al-Fikihi.

Un grato suplemento a la excelente reflexión propuesta en el ensayo «El hogar intelectual y el despertar del soñoliento»

Un grato suplemento a la excelente reflexión propuesta en el ensayo «El hogar intelectual y el despertar del soñoliento»

Este manuscrito, Tadhyil latif bi-dhikr masa’il hisan min risalah «Mawqid al-idhhan wa mawqiz al-wasnan» (Un grato suplemento a la excelente reflexión propuesta en el ensayo «El hogar intelectual y el despertar del soñoliento»), de autor desconocido, es un comentario o suplemento al corto tratado gramatical que escribió el famoso erudito ibn Hisham al-Ansari (1309-1360). El texto del que trata este comentario, Mawqad al-Izhan (El hogar intelectual), habla sobre los puntos difíciles de la gramática árabe. Ibn Hisham no había viajado mucho: solo se le conocen dos viajes a La Meca; en uno de ellos redactó el magistral Mughni al-Labib (Un enfoque sensato), que perdió durante su viaje de regreso a casa. Reescribió el texto completo cuando llegó a Egipto. Más tarde, en lo que parece haber sido una maniobra oportunista, se convirtió de la secta Shafi'i a la secta hanbalí, tal vez con el fin de obtener un puesto de profesor en una de las academias hanbalíes en El Cairo. La famosa imprenta Bulaq de El Cairo imprimió el texto central en 1837. El comentario o Suplemento parece ser un manuscrito único. No está citado en referencias importantes ni ha sido publicado. El texto está realizado en una escritura naskh clara y compacta. El colofón presenta muchos daños y es bastante ilegible, excepto por la fecha y el primer nombre del escriba, que indican que el manuscrito fue copiado el 11 de enero de 1854, por Muhammad.

Introducción accesible a los profetas mencionados en el Corán. Ensayo sobre las reglas de uso de «la-siyyama» («especialmente»)

Introducción accesible a los profetas mencionados en el Corán. Ensayo sobre las reglas de uso de «la-siyyama» («especialmente»)

Este manuscrito en árabe contiene dos obras cortas escritas por Ahmad ibn Ahmad al-Suja’i, el erudito del siglo XVIII. La primera, de siete páginas, se ocupa de los profetas mencionados en el Corán, que se describen en verso con un comentario. Entre las personas mencionadas, se encuentran algunos de los profetas del Antiguo Testamento, como Moisés, Aarón e Isaac. El segundo tratado, de tres páginas, se titula Risalah fi ahkam la-siyyama (Reglas que gobiernan el uso de «especialmente»). Es un debate sobre el significado y el uso correcto de este modismo. Ambas obras han sido publicadas en ediciones críticas modernas. Al-Suja'i nació en una ciudad al norte de El Cairo. Su primera educación en estudios lingüísticos y religiosos estuvo a cargo de su padre, una distinguida figura religiosa. Es autor de varias obras sobre las ciencias islámicas y la lengua árabe. Su biografía aparece en las importantes obras históricas de 'Abd al-Rahman al-Jabarti (1754-1822), cronista y biógrafo, y de Ali Mubarak Basha (1823/4-1893), un ministro del gabinete e influyente reformador. El manuscrito está realizado en una escritura naskh clara pero poco artística.

Poema

Poema

Este manuscrito es un poema sin fecha de ‘Ali ibn ‘Abd al-Haqq al-Qusi (1788-1877). El poema es un qasidah (poema lírico). El autor provenía de al-Qus, una ciudad en el Alto Egipto. Estudió allí y en al-Azhar (El Cairo). Después de sus primeros viajes, se estableció en Asiut, una ciudad sobre la orilla del Nilo, aproximadamente a 320 kilómetros al sur de El Cairo, donde enseñó durante el resto de su vida. Entre sus escritos conocidos, se encuentran obras de religión y astronomía. Este qasidah, del cual se conserva una copia autografiada en la biblioteca de la Universidad Rey Saud en Arabia Saudita, es el único poema en existencia. Ninguno de los libros de al-Qusi ha sido publicado en ediciones críticas. La copia que aquí se muestra está realizada en escritura naskh clara. Se desconoce el nombre del copista, y no se ofrecen el lugar ni la fecha de realización.

Selección de escritos de al-Bukhari, con comentarios sobre las secciones poco comunes

Selección de escritos de al-Bukhari, con comentarios sobre las secciones poco comunes

Este manuscrito en dos volúmenes es un compendio, realizado por Ahmad ibn 'Umar ibn Ibrahim al-Qurtubi (1182-1258), de los hadices del profeta Mahoma, tal como los dejó asentados al-Bukhari (810-870). El primer volumen está incompleto y carece tanto de la inscripción del título como del colofón. El enfoque del autor consiste en seleccionar y comentar ciertos hadices de la colección canónica al-Sahih (Lo genuino), de al-Bukhari, destacando interpretaciones inusuales que pueden haber surgido en torno a cada cita. Las selecciones se agrupan en temas de fe y práctica, como el ayuno, la zakat (limosna), la peregrinación, la pacificación y la herencia. Dispersos a lo largo de la obra, hay muchos detalles referentes a temas como la creencia y la superstición, la práctica sexual durante el mes sagrado del Ramadán, los ángeles, el cielo y el infierno, y fenómenos celestes, como los eclipses. No se sabe mucho acerca de al-Qurtubi, más allá del hecho de que vivió, enseñó y murió en Alejandría, Egipto. Su nombre indica que su familia o él provenían de la España musulmana, un supuesto que se basa en su adhesión a la escuela malikí de derecho. Según se desprende de las notas dispersas en la literatura biográfica, concentró su vida en la enseñanza y no escribió muchos libros, más allá de esta selección de al-Bukhari y una colección similar de Muslim [ibn al-Hajjaj]. En vida se lo conoció como ibn al-Muzayyin, o el «hijo del barbero». Una nota al final del segundo volumen indica que había planes para un tercer volumen. Los libros tienen sellos de propiedad de la Biblioteca Jedivial y una notación que informa que formaron parte de un waqf (legado caritativo).

Colección de cinco tratados sobre temas diversos, de al-Suyuti

Colección de cinco tratados sobre temas diversos, de al-Suyuti

Este manuscrito sin fechar contiene cinco ensayos cortos escritos por el prolífico erudito Jalal al-Din al-Suyuti (1445-1505). En el volumen, la obra más larga es una colección de 20 páginas de hadices (dichos atribuidos al profeta Mahoma) relacionados con los sueños, las visiones y otros acontecimientos extraordinarios. La obra más corta es una nota de dos páginas sobre las al-hamd (alabanzas), su gramática y su uso. Otros títulos abordan diversos temas gramaticales en forma de preguntas y respuestas. Los ensayos están organizados de la siguiente manera: 1. Tanwīr al-ḥalak fī imkān ruʼyat al-nabī wa al-malak (Aclaración sobre la posibilidad de ver al Profeta o a los ángeles, folios 1-21); 2. Al-fatāwa al-naḥwiyya (Edictos de gramática, folios 22-33); 3. Fajr al-thamd fī iʻrāb akmal al-hamd (Aclaración de la conjugación de akmal al-hamd, folios 33−35); 4. Rafaʻ al-sinah fī nasb al-zinah (Explicación sobre el motivo por el cual zinah debería ser un objeto, folios 35−45); y 5. Al-ajwiba al-zakiyya aʻn al-alghāz al-subkiyya (Las buenas respuestas a los enigmas de al-Subki, folios 45-54). Al-Suyuti, que vivió gran parte de su vida en reclusión después de un breve período como profesor en El Cairo, es reconocido por sus comentarios sobre las obras de eruditos anteriores. Sus obras de referencia más importantes son Tafsir al-Jalalayn (Comentario sobre el Corán por ambos Jalales, es decir, Jalal al-Din al-Suyuti y Jalal al-Din al-Mahalli) y Jami’ al-Jawami’, una referencia estándar sobre hadices. Su obra histórica sobre los califas se sigue publicando. También fue autor de la historia de Roda, la isla en el Nilo, en El Cairo, donde vivió y escribió. El manuscrito está realizado en una escritura clara y libresca. Algunas de las obras están incompletas. No se ofrecen el nombre del copista ni la fecha de realización.

El camino al éxito para los confundidos

El camino al éxito para los confundidos

Este manuscrito es un qasidah (poema) de ocho páginas realizado por Zayn al-Din Sha’ban ibn Muhammad al-Athari (1364−1425), en el que alaba al profeta Mahoma. El poeta enumera las perfecciones del Profeta y su importancia por encima de todas las criaturas de Dios. Luego, continúa con el milagro de Isra y Miraj, el viaje nocturno de Mahoma hacia el cielo. Se dirige al Profeta directamente, pidiéndole que «lo lleve de la mano». Exalta a ahl al-bayt (la familia del Profeta) y declara que las oraciones están «bloqueadas y son insignificantes» si no incluyen a Fátima, Hasan y Husayn. También hay una alabanza a los primeros cuatro califas, en la que se hace hincapié en ‘Ali ibn Abi Talib. El poeta concluye con reflexiones personales sobre su propia falta de mérito. El manuscrito no tiene fecha ni colofón. Si bien al-Athari fue reconocido como calígrafo, esta copia, tal vez escrita en el siglo XIX, está realizada en una escritura simple, sin ningún rasgo distintivo en particular. Al-Athari fue un erudito de reputación. Dejó muchas obras de comentarios religiosos, gramática árabe y caligrafía. Nacido en Mosul, Irak, se trasladó a El Cairo para estudiar con los principales eruditos y escribas. Como muchos intelectuales, viajó mucho. A lo largo de su vida, residió en Damasco, Medina y La Meca. Muchos de sus escritos, entre los que está El camino al éxito para los confundidos, fueron publicados en ediciones modernas. Mosul lo reivindica como hijo nativo, y, en la Universidad de Mosul, se escribió una tesis de grado sobre sus contribuciones como gramático. Este manuscrito está encuadernado con otros dos títulos, La curiosidad mitigada por antiguas maravillas relacionadas, de al-Suyuti, y Fundamentos y reglas, de al-Nawawi. En el mismo volumen está encuadernada la primera página de un manuscrito atribuido al santo sufí ‘Abd al-Qadir al-Jilani (fallecido en 1166).

Fundamentos y reglas, del imán al-Nawawi

Fundamentos y reglas, del imán al-Nawawi

Este corto manuscrito, Usul wa Dawabit lil-Imam al-Nawawi (Fundamentos y reglas, del imán al-Nawawi), realizado por el destacado jurista de la escuela Shafi'i conocido como al-Nawawi (1233-1277), resume los principios que deben aplicarse y los procedimientos que se utilizarán en la conducta personal y ritual. El tratado se divide en varias partes. La primera define los límites de la acción humana y argumenta en contra de las «exageraciones» de la escuela mutazalita de filosofía y su desviación de la ortodoxia basada en texto. Luego, la obra cubre las reglas para la vida diaria, que incluyen las transacciones comerciales, los contratos matrimoniales y las relaciones entre sexos, los requisitos para los viajeros y las formulaciones de la oración y del ritual de limpieza. El autor cita a autoridades como al-Juwayni —el renombrado jurista de la escuela Shafi’i del siglo XI, comúnmente conocido como el imán al-Haramayn—, basándose en sus propias opiniones. Nacido en la aldea de Nawa, cerca de Damasco, al-Nawawi fue y sigue siendo una autoridad importante de la escuela Shafi'i de derecho. Su obra más famosa, Al-‘Arba’in (Cuatro hadices, es decir, los dichos del Profeta), fue reimpresa y traducida a muchos idiomas. Este manuscrito fue copiado con letra firme y nítida por un tal Ibrahim al-Darajili al-Shafi’i.

La curiosidad mitigada por antiguas maravillas relacionadas

La curiosidad mitigada por antiguas maravillas relacionadas

Este manuscrito, Mushtaha al-‘Uqul fi Muntaha al-Nuqul (La curiosidad mitigada por antiguas maravillas relacionadas), es una lista de maravillas, o hechos extraordinarios, recopilada por al-Suyuti (1445-1505), uno de los autores musulmanes más prolíficos de finales de la época medieval. Los hechos relatados se refieren a la religión y la historia. Las primeras entradas abordan la extraordinaria dimensión y poder de los ángeles. Las siguientes tratan sobre temas tan dispares como un censo de Bagdad, el tamaño y el gasto que genera el ejército omeya, los logros de los primeros eruditos musulmanes en su tarea de aprendizaje y predicación, y breves pasajes del Corán acerca de Moisés y Aarón. Una entrada revela que Satanás sirvió al Señor durante 90 000 años antes de que el orgullo le valiera su castigo eterno. Los eruditos modernos han llegado a la conclusión de que al-Suyuti compiló sus «hechos» para sorprender y entretener al lector. En general, no se ha dignado a proporcionar las fuentes de sus afirmaciones. Aunque al-Suyuti nació en El Cairo, sus raíces familiares se encontraban en la ciudad de Asiut, en el Alto Egipto. Quedó huérfano a los cinco años y fue criado por un padre adoptivo que lo encaminó hacia los estudios religiosos. En su autobiografía, al-Suyuti afirma que a los 8 años había memorizado el Corán, y que a los 17 años ya había escrito su primer libro. Aunque se le atribuyen unas 700 obras, solo menciona algunas en su autobiografía; muchas han sido reimpresas en ediciones académicas y populares. Este es un manuscrito de 24 páginas sin colofón. Está encuadernado con otros dos títulos, El camino al éxito para los confundidos, de al-Athari, y Fundamentos y reglas, de Nawawi. En el mismo volumen está encuadernada la primera página de un manuscrito atribuido al santo sufí ‘Abd al-Qadir al-Jilani (fallecido en 1166).

Su sonido se propaga en todos los territorios y sus palabras alcanzan todas las fronteras de la Tierra

Su sonido se propaga en todos los territorios y sus palabras alcanzan todas las fronteras de la Tierra

Este mapa, publicado en Roma en 1927, muestra la ubicación de las misiones franciscanas de todo el mundo en 1926. Para marcar cada misión en el mapa se utiliza una referencia numérica que indica el nombre y la zona de responsabilidad geográfica de la misión. Los símbolos indican el tipo de misión y el rango de su prelado principal. Las áreas de actividad histórica de la misión están marcadas por sombreado. El mapa está en italiano, y la inscripción del título, en latín: In omnem terram exivit sonvs eorum et in fines orbis terrae verba eorum (Su sonido se propaga en todos los territorios y sus palabras alcanzan todas las fronteras de la Tierra). Entre las ubicaciones de las misiones, están Wisconsin y Michigan, el norte de Arizona y Nuevo México, y California y el sur de Arizona en los Estados Unidos; muchos países de América Latina; varios países europeos; numerosas ciudades de China; Siberia (es decir, Harbin, China); y la isla de Sajalín (actualmente en Rusia, pero en ese entonces dividida entre la Unión Soviética y Japón). El mapa pertenece a la colección de mapas históricos de la Biblioteca Nacional de Eslovaquia.

Refutación de la esencia de «La más prodigiosa de las existencias»

Refutación de la esencia de «La más prodigiosa de las existencias»

Este manuscrito de 40 páginas, Tahdim al-Arkan min Laysa fi-al-Imkan Abda’ mima Kan (Refutación de la esencia de «La más prodigiosa de las existencias»), de Ibrāhīm ibn ʻOmar al-Biqāʻī (1406/7−1480), hace referencia a un debate filosófico del mundo islámico sobre la posibilidad de que el Creador lograra concebir un mundo más perfecto del que existe. Esta cuestión había sido planteada por el reconocido filósofo y teólogo al-Ghazali (1058-1111), quien consideraba que tal posibilidad existía. En este texto, al-Biqāʻī refuta la postura de al-Ghazali y afirma que «es imposible que la creación de Dios sea más perfecta de lo que es». El argumento del autor se apoya en los textos sagrados, el Corán y los hadices (dichos del profeta Mahoma), al tiempo que desestima la postura de filósofos anteriores. Su argumentación, formulada de manera contundente, sugiere que este debate entre filósofos y tradicionalistas en el estudio de textos seguía siendo un tema candente tres siglos después de que, según se creía, los escritos de al-Ghazali hubieran puesto fin a esta lucha intelectual. Al-Biqa’i fue una de las figuras más controvertidas de su tiempo. Considerado estudioso y polemista, fue conocido como un erudito antagonista, afecto a las disputas con sus colegas. Sus escritos y su predicación molestaban no solo a sus compañeros juristas, sino también a los gobernantes mamelucos de Egipto. Se hizo de muchos enemigos y finalmente fue expulsado de El Cairo. Regresó a su Damasco natal, donde permaneció hasta su muerte. Esta obra, que pertenece a las colecciones de la Biblioteca Nacional y Archivos de Egipto, está encuadernada junto con otros dos manuscritos.

Comentario sobre el poema «Elevarse en el propio mundo es caer», de al-Busti

Comentario sobre el poema «Elevarse en el propio mundo es caer», de al-Busti

Este manuscrito fue compuesto por Hasan al-Burini (1555/6−1615/6). Es un comentario sobre un qasidah (poema) de aforismos morales creado por al-Busti, titulado «Elevarse en el propio mundo es caer». Al-Burini es más conocido por su comentario sobre la poesía mística de ibn al-Farid y por su diccionario biográfico de Damasco. También es un reconocido poeta, matemático y lógico, aunque pocos de sus trabajos en estos campos han sobrevivido. En general, en este comentario sobre el poema de al-Busti usa la siguiente estructura: primero cita una estrofa y luego da una breve explicación, seguida de un análisis gramatical y morfológico más extenso. Ali ibn Muhammad al-Busti nació en Bust (ciudad otrora próspera), en el sur de Afganistán, y prestó servicio en la corte gaznávida. Después de reñir con su mecenas, se refugió en Asia Central, donde murió en 1010. Se lo conoce por su amor por los juegos de palabras, como se demuestra aquí. Este poema tiene varios títulos: «Ziyadat al-Mar’ fi-Dunyahi Nuqsan» (Elevarse en el propio mundo es caer), «Nuniyat al-Busti», un poema con la letra árabe nun al final de cada estrofa, y «‘Unwan al-Hukm» (Estandarte de adagios). El manuscrito está escrito en una caligrafía poco elegante, tiene notas al margen y está recortado de forma descuidada. Pertenece a las colecciones de la Biblioteca Nacional y Archivos de Egipto y está encuadernado junto con otros dos manuscritos. Los detalles relativos a la realización de la copia son poco claros. Aparentemente es el trabajo del mismo escriba que produjo una de las obras con las que está encuadernado, Notas de aquellos que se basan en la comprensión y la verificación de hadices y su anulación, de Abū al-Faraj ibn al-Jawzī. La obra, que probablemente sea copia única, nunca fue editada.

Notas de aquellos que se basan en la comprensión y la verificación de hadices y su anulación

Notas de aquellos que se basan en la comprensión y la verificación de hadices y su anulación

Este manuscrito es una crítica a cargo de Abu Faraj ibn al-Yawzi, jurista del siglo XII, a los 21 hadices o dichos del profeta Mahoma. Una cuestión importante en el estudio de los hadices es rastrear la cadena de transmisión hasta el propio Profeta. En esta obra, así como en otras, ibn al-Yawzi hace observaciones sobre la transmisión de dichos y sobre los errores de interpretación o clasificación por parte de los compañeros o parientes del Profeta, como 'Ali ibn Abi Talib, ibn' Abbas y Abu Hurayrah. Entre los temas que se mencionan respecto de los hadices, están la oración, la higiene personal y los regalos. Ibn al-Jawzi fue uno de los escritores y predicadores más influyentes de la escuela hanbalí de ley islámica. Fue el autor de gran cantidad de escritos, algunos de los cuales se siguen publicando. En el íncipit de este texto, se enumeran a quienes dicen haberlo recibido de ibn al-Jawzi o sus alumnos. La obra pertenece a las colecciones de la Biblioteca Nacional y Archivos de Egipto y está encuadernada junto con otros dos manuscritos. No están definidos la fecha de realización ni el nombre completo del copista, que parece ser el mismo escriba que produjo uno de los manuscritos con los que la obra está encuadernada, Comentario sobre el poema «Elevarse en el propio mundo es caer.

Antiphonarium Bratislaviense

Antiphonarium Bratislaviense

Este folio iluminado con notación musical gótica de Metz proviene del códice litúrgico del canon Jan Han, congregante del cabildo de Bratislava y el comprador de este antifonario. La iluminación –que presenta a la inicial «S» (Sanctum) con los dos primeros mártires de la Iglesia cristiana, san Esteban y san Lorenzo, acompañados de san Vito– se complementa con la inscripición Illorum effusus nos in patientia firmet (Su paciencia nos permitió avanzar), que fecha el fragmento en 1487. En la parte inferior, sobre el margen izquierdo de la decoración de acanto, hay un motivo que representa una marta y un pájaro; los motivos de plantas están acompañados de los sellos de identificación (los pequeños diseños florales en oro). Estos signos posibilitan la identificación del estudio donde se produjo el manuscrito. En este período, el cabildo de Bratislava y algunos burgueses encargaban manuscritos iluminados a Ulrich Schreier, pintor de Salzburgo que, en ese entonces, trabajaba en Viena y Klosterneuburg. Varios de los manuscritos iluminados de los clientes de Bratislava de Schreier indican que incluso pudo haber trabajado desde un taller en Bratislava. Los códices iluminados de la Biblioteca de la Casa Capitular de Bratislava fueron inscritos en el Registro de Memoria del Mundo de la UNESCO en 1997.

Libro canónico de horas

Libro canónico de horas

Este libro de horas de Eslovaquia tiene origen en Francia. Entre los rasgos que reflejan la influencia francesa y la procedencia, se destacan la escritura, la decoración y la letra inicial «D» (Domine) con la imagen de la Virgen María que sostiene un libro, así como el escudo heráldico de armas –la cruz blanca con el corazón (símbolo de la Orden de Crucigeri)– que portan dos ángeles. Del mismo modo, el contenido del códice, sobre todo la estructura de su calendarium, indica que surgió de un monasterio agustino o de los frailes de la Orden de Crucigeri. Las festividades de algunos santos, como santa Isabel, se añadieron al calendarium en una fecha posterior, lo que indica que el libro también se utilizó en Eslovaquia. La encuadernación con dos placas en dorado y plateado es prueba de su producción en la Europa occidental de los siglos XV y XVI. Las partes de la encuadernación no forman un diseño uniforme. Provienen de dos fuentes diferentes y se unieron solo para encuadernar este libro. En el frente hay figuras esmaltadas de los cuatro evangelistas situados en las esquinas; en el medallón central, enmarcado con un adorno de filigrana hecho de alambre, se puede ver una representación de la resurrección de Cristo. En la parte posterior hay una representación de la crucifixión. En esta escena solo están presentes la Virgen María y san Juan; completa la imagen una vista de la ciudad en el horizonte. A los pies de la cruz se puede ver un cráneo (la tumba de Adán) y, por encima de los brazos de Jesús, están los símbolos del Sol y la Luna (que representan la promesa de la salvación de Cristo). Las inscripciones son una combinación de siglas en latín (INRI, que significa «Jesús de Nazaret, rey de los judíos», y MP, literalmente, «firmado por mano propia») y nombres griegos (OX, Joannos). El lomo de la encuadernación está decorado con ornamentos florales esculpidos.

Crónica del mundo

Crónica del mundo

Weltchronik (Crónica del mundo) es una traducción al alemán de un texto original en latín atribuido a Juan de Utino (o Giovanni da Udine, murió en 1366). Esta copia fue producida en la segunda mitad del siglo XV y cuenta con numerosas imágenes a color realizadas por un pintor desconocido. Es muy probable que se haya creado en Bratislava después de 1458, durante el período de la asunción de Matías Corvino al trono húngaro. Se conservó en la biblioteca de los capuchinos de Bratislava. Se trata de una obra didáctica que ofrecía al lector de la época una explicación elemental de la historia del mundo, según los textos bíblicos, e incluía incisos que abarcaban los períodos históricos posteriores. La crónica consta de tres partes. La primera parte consiste en la historia bíblica. La segunda parte consta de breves retratos biográficos de emperadores y papas, hasta el papa Pío II (1458-1464). La tercera parte tiene retratos biográficos de los gobernantes de Hungría, desde el reinado de Géza (entre 972 y 997) y el de Esteban I (entre 1000 y 1038) hasta el de Matías Corvino (entre 1458 y 1490). También se menciona a Federico III, el antirrey húngaro elegido en 1459. Es probable que Juan de Utino solo haya escrito la primera parte de la crónica; se desconoce el nombre de los autores de la segunda y tercera parte. Los dibujos decorativos (en pluma y en varios colores) son de dos tipos diferentes. Un conjunto de dibujos consiste en los árboles genealógicos tanto de figuras bíblicas como seculares. La genealogía de Jesucristo ocupa un lugar de importancia. Hay retratos de emperadores alemanes, reyes de Hungría, papas y personajes bíblicos en círculos grandes y pequeños. Los eslabones están entrelazados para establecer las relaciones entre las figuras, identificadas por su nombre; algunos están vacíos porque el iluminador no los terminó. Las demás decoraciones representan escenas y motivos del Antiguo Testamento, entre ellos David y Goliat, el Arca de Noé, el sacrificio de Abraham y el Arca de la Alianza. No se conocen más de 20 ejemplares existentes de la obra de Juan de Utino; la mayoría de ellos datan del siglo XV. Este manuscrito, que se conserva en la Biblioteca Nacional de Eslovaquia, es un recurso único para la historia del arte y para la investigación del desarrollo de los libros ilustrados en el territorio del antiguo reino de Hungría.

Protocolo del convento de Bratislava (códice heráldico)

Protocolo del convento de Bratislava (códice heráldico)

Protocollum Venerabilis Conventus Posoniensis (Protocolo del convento de Bratislava) es un códice heráldico de una institución religiosa en Bratislava que contiene una lista de los mecenas y donantes, cuyos escudos de armas están representados en 67 miniaturas pintadas a toda página. La última lista se creó en 1763. El libro heráldico se comenzó en 1710 en Bratislava, a petición de Ľudovít Kirkay, el superior del convento franciscano local, que muy probablemente se inspiró en un modelo del protocolo de Historia Domus del convento de Bratislava fechado en 1709. Los escudos de armas están organizados según la condición social de las personas mencionadas. El primer escudo de armas pertenece a Christian August, el duque de Sajonia-Zeitz y arzobispo de Gran; seguido por el del palatino Pál Esterházy, rector de la hermandad; luego, los escudos de armas de los príncipes, condes, barones, y así sucesivamente. En las secciones inferiores hay leyendas más o menos extensas en latín con información sobre las personas mencionadas. La excelente calidad de las ilustraciones refleja la participación de al menos dos pintores heráldicos, que podrían haber trabajado en las oficinas encargadas de expedir títulos y escrituras para crear escudos de armas.

Explicación de los Evangelios que la Santa Madre Iglesia divulga y proclama los domingos y los días festivos a lo largo del año

Explicación de los Evangelios que la Santa Madre Iglesia divulga y proclama los domingos y los días festivos a lo largo del año

Az Evangeliomoknac, Mellyeket Vasarnapokon, Es Egyeb Innepeken Esztendö Altal, Az Anyaszentegyhazban oluasni es Praedicallani szoktanac, Magarazattyanac. Masodic Resze :  Mely Magaban Foglallya, Hvsvettvl Fogva, Adventig Valo Vasarnapi Evangeliomokat (Explicación de los Evangelios que la Santa Madre Iglesia divulga y proclama los domingos y los días festivos a lo largo del año) es el segundo volumen de una gran obra de sermones en húngaro, en varios volúmenes, del dignatario eclesiástico y escritor religioso Mikuláš Telegdy (que también aparece como Miklós Telegdi, 1535-1586). Este volumen también contiene los sermones dominicales comprendidos entre la Pascua y el Adviento. Mikuláš Telegdy publicó su obra en una imprenta de Trnava (actual Eslovaquia), que él mismo fundó en 1578. La producción de la imprenta estaba orientada a las necesidades de la Iglesia católica y a la expansión de la Contrarreforma, que se estaba desarrollando en aquel momento. La imprenta, que se contaba entre los centros más importantes de impresión en Hungría, funcionó hasta la muerte de Mikuláš Telegdy, tras lo cual se convirtió en propiedad del cabildo de Estrigonia, la comunidad de canónigos asociados a la catedral de Estrigonia (Esztergom), que en 1543 se había trasladado a Trnava, una vez que los turcos ocuparan la mayor parte de Hungría. El libro presenta iniciales con fondos ornamentales enmarcados, una portada con impresiones en rojo y negro, palabras de guía y algunas observaciones manuscritas. Se mencionan referencias bíblicas de los sermones en los márgenes. La encuadernación renacentista ha sido restaurada: cuenta con un sencillo inciso labrado ornamental que representa animales y personas y tiene dos broches nuevos.

Hojas glagolíticas en Hlohovec

Hojas glagolíticas en Hlohovec

Estos dos fragmentos se encuentran entre los artículos más antiguos de las colecciones de manuscritos de la Biblioteca Nacional de Eslovaquia. Consisten en folios de pergamino, escritos en ambos lados, y son de procedencia croata. Se cree que llegaron al territorio de Eslovaquia a través de los frailes franciscanos o mediante el intercambio de códices y libros impresos entre bibliotecas o archivos franciscanos. Fueron descubiertos en 1936 en la biblioteca de lo que había sido un monasterio franciscano en Hlohovec, en el sudoeste de Eslovaquia. Los folios contienen partes del misal glagolítico de finales del siglo XIII o principios del XIV, que se conservaron en una copia del libro italiano Trattato dell'amore di Dio (Tratado sobre el amor de Dios, Venecia, 1642), de san Francisco de Sales. El texto, en antiguo eslavo eclesiástico, está realizado en escritura glagolítica croata de tipos antiguos. Las hojas contienen las misas De communi apostolorum (De la comunidad de los apóstoles) y De communi martyrum (De la comunidad de los mártires). Aunque no quedan manuscritos autógrafos de la época del Imperio de la Gran Moravia (circa 800-circa 900), es probable que estos textos daten del siglo IX, e incluyan transcripciones glagolíticas y cirílicas correspondientes al siglo XI en adelante. Las únicas decoraciones del manuscrito consisten en las iniciales de escribas. Glagolítico hace referencia al alfabeto inventado en el siglo IX por san Cirilo y san Metodio para traducir la Biblia y otras obras religiosas a la lengua eslava que se hablaba en la región del Imperio de la Gran Moravia.

El fragmento glagolítico de Krtíš

El fragmento glagolítico de Krtíš

Este fragmento manuscrito contiene parte de la explicación de un Evangelio desconocido. En algún momento, estuvo encuadernado junto con una copia glagolítica del libro manuscrito Historia Scholastica, de Pedro Coméstor. El texto del fragmento fue realizado en la escritura glagolítica angular inventada durante el siglo IX por los santos Cirilo y Metodio con el fin de traducir la Biblia y otras obras religiosas al idioma de la región de la Gran Moravia. Alrededor de 1633, este folio fue utilizado para completar el volumen que incluía la traducción checa del libro Pastorale Lutheri (La pastoral de Lutero), de Conrad Porta. Fue descubierto por Samuel Zoch (1882-1928) en la biblioteca de la familia Kálmár en la ciudad de Veľký Krtíš, sur de Eslovaquia. El hermano de Samuel Zoch, Ivan Branislav Zoch, entregó el texto al profesor Vatroslav Jagič (1838-1923), uno de los fundadores del campo de los estudios lingüísticos croatas. Jagič demostró la autenticidad del pergamino, así como la hipótesis de que había sido llevado al histórico territorio de Eslovaquia por los checos que vivían en el exilio después de la batalla de la Montaña Blanca (1620). En 1930, el profesor František Ryšánek (1877-1969) anunció que el manuscrito se remontaba a principios del siglo XV e indicó que el monasterio de Emaús, en Praga (el monasterio de benedictinos croatas en Slovany), era el lugar de origen.

Antifonario

Antifonario

Este documento es un fragmento de un antifonario de origen desconocido, que data del siglo XII. Está escrito en minúscula carolingia. La letra inicial «S» es un ejemplo de la pintura románica de códices. Se desconocen los nombres del escriba y del iluminador. La escritura, de caracteres estilizados, forma una franja decorativa que representa un diseño de hoja de palmera. Es difícil determinar con precisión el contexto histórico del fragmento, que bien podría haber sido producido en la región de Renania (Colonia) o en el valle del río Danubio (Salzburgo). La notación musical representa la notación neumática alemana del círculo de Salzburgo. El fragmento se conservó en un volumen sobre temas filosóficos y médicos de principios del siglo XVII perteneciente a la biblioteca de la Escuela Pía en Podolínec, norte de Eslovaquia. Ahora pertenece a las colecciones de la Biblioteca Nacional de Eslovaquia.